miércoles, 20 de agosto de 2008

Paraguay tendrá ministra indígena


Una dirigente de la tribu Ache, vendida cuando niña para realizar trabajos forzados, fue puesta al frente de la Oficina de Asuntos Indígenas por el nuevo presidente paraguayo, Fernando Lugo.
Margarita Mbywangi, de 46 años, es la primera persona de ese origen en ocupar un puesto de nivel ministerial.

Ella ha sido una activista por muchos años, defendiendo los intereses de su tribu.

Fernando Lugo asumió la presidencia el viernes pasado, poniendo fin a más de 60 años de gobiernos encabezados por el Partido Colorado.

La nueva ministra, madre de tres hijos, prometió reunirse con quienes han manifestado objeciones a su nombramiento para llevarles tranquilidad sobre sus intenciones.

"Inmediatamente vamos a ayudar a nuestros colegas de diferentes comunidades que están pasando por una situación difícil debido a la falta de agua potable, alimentos y vestimenta", dijo al Canal 2 de la televisión local.

Mbywangi relató que cuando tenía cuatro años de edad fue capturada en la selva y vendida varias veces para realizar trabajos forzados para familias de grandes terratenientes.

La tierra y los bosques

También dijo a la prensa que fue enviada a la escuela, donde aprendió a leer y escribir, y que ahora está estudiando para obtener su diploma del secundario.

La funcionaria indicó además que los derechos indígenas sobre la tierra y la protección de los bosques eran prioridades para ella.

Para un indígena el bosque representa "su madre, su vida, su presente y futuro", expresó.

En Paraguay hay unas 90.000 personas que se reconocen miembros de alguna de las estimadas 400 comunidades indígenas en el país, uno de los más pobres de América Latina según las cifras del propio gobierno.